Rutas Turísticas

Ver la imagen de cabecera a tamaño completo
Mostrar menú secundario

Museo de la Rioja

Tras el fallecimiento de sus propietarios, el Estado se hizo cargo del palacio y lo reformó para ser residencia del obispo que, por aquel entonces, planteaba trasladar la sede episcopal de Calahorra a Logroño.

Este proyecto nunca se llegó a realizar y el edificio fue destinado a diversos usos institucionales. Finalmente, en la década de los 70 abrió sus puertas como Museo de la Rioja, consideración que aún mantiene y bajo la cual se han realizado diversas reformas en la fachada y el interior. En estos momentos, el Museo está pendiente de acometer unas obras de ampliación con edificios colindantes adquiridos por el Ayuntamiento.

Construido en el siglo XVIII, este hermoso edificio fue propiedad de doña Jacinta Martínez de Sicilia, duquesa de la Victoria y esposa del general Espartero. Durante los años en los que el general residió aquí, esta causa fue lugar de encuentros y tertulias políticas y sociales de alto nivel nacional. En ellos llegaron a participar en varias ocasiones los reyes Amadeo de Saboya y Alfonso XII.

El palacio, cuyo autor se desconoce, es un inmueble de planta cuadrangular irregular, repartida su superficie en tres plantas. Entre las obras expuestas se pueden encontrar muestras artísticas desde el siglo XII al XIX, además de obras propias de La Rioja y exposiciones temporales de las más variadas artes. Destacan pinturas de El Greco, Juan de Espinosa y Navarrete el Mudo.